Decoración en azul marino… ¡y no sólo en la playa!

Me encanta el azul marino. Me parece un color elegante. ¡Lo uso muchísimo! Sin embargo no tengo nada en casa, ni decorativo ni funcional de ese color. Qué curioso… ¿os ha pasado que depende de para qué un color os encanta o no os cuadra?

El caso es que me ha picado la curiosidad y he buscado fotos de decoración en azul marino. ¡Y me ha sorprendido! El resultado de paredes y muebles en azul marino es elegante y original, menos agresivo que el negro… y da mucho juego. Me gusta mucho combinado con blanco (aunque quizás me recuerda más al verano, al estilo más “náutico”, por lo que me pega más en la playa que en una casa en la ciudad) y también con rosa… incluso con amarillo.

Os traigo ejemplos de todas las estancias con el azul marino como protagonista:

… a ver qué os parece.

Tenéis todos los detalles de las fotos en mi nuevo tablero en Pinterest DECORACION – AZUL MARINO.

¡Feliz semana!

Today I bring you some ideas on decoration in navy. Hope you like them!

 

 

Anuncios

¿Te atreves a decorar tu casa con vinilos?

Esto sí que es una novedad… hace unos años ni nos hubiéramos planteado decorar la casa con vinilos, ¿verdad? Pintura, papel pintado (os dejo el enlace al post sobre esta opción aquí), madera… eso es lo habitual pero ¡esta opción ha llegado para quedarse!

A mi la verdad es que es algo que no me atraía demasiado, hasta que vi en la casa de mi hermana algún detalle de pequeños vinilos en dos paredes que me parecieron originales y graciosos. ¿Os acordáis de aquél post y los vinilos de café y vino? Si no os pinchad aquí para volver a verlo.

El caso es que me picó la curiosidad, así que he buscado más ejemplos para “ponerme al día”. ¡Tienen un montón de utilidades! No sólo para decorar paredes (a mí personalmente me han gustado más los que son detalles que los que cubren prácticamente toda una pared, creo que me cansaría de uno grande), sino también para decorar puertas, diferenciar estancias, poner mensajes filosóficos de esos que ahora están tan de moda… incluso para identificar la casa del ratoncito Pérez o para dar un toque divertido a neveras, interruptores, inodoros… súper originales y divertidos.

Además, he descubierto que los vinilos decorativos ofrecen muchas ventajas frente a lo tradicional como la pintura o el papel pintado. Para empezar son fáciles de colocar; sin tiempo de secado, ni olores, ni gases tóxicos. No necesitas a ningún profesional para ponerlo; lo compras y colocas tú mismo. Además, suelen tener un precio bajo y tienen acabados a todo detalle y con colores muy nítidos que no se deterioran ni decoloran con la luz natural. Pero sin duda la mayor ventaja que veo es que cuando te canses de él lo puedes retirar. Sin coste, sin mucho tiempo, sin llamar a un profesional. Algunos incluso son reutilizables. La cara B de esto es… ¿podrán hacer lo mismo los niños cuando quieran?

¡A ver qué os parecen éstos! Podréis encontrar toda la información sobre las fotos en mi Pinterest DECORACION-VINILOS.

Para la cocina o comedor:

En el salón:

Como sustituto de cabeceros en los dormitorios:

Para decorar puertas:

Para hacer que los interruptores y enchufes sean parte de la decoración:

Otros usos divertidos (neveras, inodoros, espejos, medidores, casitas del ratón Pérez, rayuelas…)

Combinados con otros elementos como baldas, extintores, marcos de fotos…

¿Qué opináis? ¿Os convence esta opción para decorar la casa?

Espero que os gusten. ¡Feliz fin de semana!

 

Ideas, inspiración, consejos y recomendaciones para decorar con papel pintado.

¡Ya estamos aqui otra vez!

¿Qué tal el break de Semana Santa? ¿Habéis descansado? ¿Habéis cargado pilas?

Yo la verdad es que descansar lo que se dice descansar… nada de nada. Pero oye, las vacaciones son siempre fuente de inspiración y… ¡tengo un montón de ideas y cosas que contaros!

Hoy os quería hablar del papel pintado como recurso muy útil y recurrente para decorar la casa. Parece que el término papel pintado nos evoca (a mi me pasaba) una casa al más puro estilo “Cuéntame“, de colores oscuros y trazados geométricos. Pero es increíble la variedad que podéis encontrar en el mercado y lo bien que quedan muchos espacios con un poco de papel pintado en algún rinconcito o pared. ¡Seguro que os sorprende!

Eso sí, hay que tener en cuenta algunas aspectos antes de ponerse “manos a la obra”. Primero: ten en cuenta que normalmente es algo más caro que la pintura convencional. Segundo: aunque lo puedes hacer tú mismo, empapelar una pared tiene su técnica, por lo que tardarás algo más empapelando que pintando. Y tercero y último, un consejo fundamental: no intentes tapar una humedad con papel pintado (ni con pintura, claro). Antes de pensar en la decoración pon en manos de profesionales cualquier problema habitual como un escape en las cañerías, humedades por filtración (cuando las paredes están por debajo del nivel del terreno) o cualquier otro tipo de humedad, porque antes o después terminará saliendo y el problema puede que se haya hecho mucho mayor. Si quieres más información sobre tipos de humedad y posibles soluciones visita la web de hydrotec.cat, donde aclararás cualquier duda.

Superados los posibles problemas en las paredes ten en cuenta que el papel pintado tiene muchas ventajas, como el hecho de que tapa imperfecciones en las paredes, es fácil de poner, muy fácil de limpiar… Pero para mí la más atractiva es que tienes una variedad tan amplia de diseños que puedes conseguir un espacio original, sofisticado o simplemente diferente usándolo en una pared o rincón.

Os traigo algunas ideas de cómo podéis decorar la casa con papel pintado. Veréis algunos ejemplos más clásicos como lunares o rayas, otros lisos o con estampados geométricos, con o sin relieve, aterciopelados… y muchos más modernos que aplican nuevas tecnologías y que parecen un cuadro, una fotografía, o que tienen diferentes texturas imitando ladrillos, gresite o madera. Si queréis conocer los detalles de cada foto visitad mi PINTEREST.

La tendencia habitual es usar colores más neutros y claros en espacios más grandes como salón y dormitorio, y más alegres y coloridos en otros más pequeños como cocina o baño. Me parece una idea estupenda cuando quieres destacar una zona, un rincón, un detalle… por eso yo lo pondría sin duda en un espacio de trabajo integrado en el salón, en ese huequito que te reservas para leer, en un recibidor… un detalle que le da mucho estilo personal a un espacio concreto sin necesidad de llenarlo de muebles.

Dejo los dormitorios infantiles para otro post. ¡Estos merecen un tratamiento independiente!

¡Espero que os gusten!

  1. SALON
  1. RINCONES CON ENCANTO (de trabajo o de lectura)

3. DORMITORIOS

4. COCINAS

5. BAÑOS